Luz de gas

La luz de gas es forma de abuso psicológico que consiste en presentar información falsa para hacer dudar a la víctima de su memoria, de su percepción o de su cordura. Este tipo de maltrato puede ir desde la negación sobre si un evento ocurrió o no hasta la escenificación de situaciones extrañas con el fin de desorientar a la víctima.
El nombre es dado por una película con el mismo nombre, en la que un hombre cometía crímenes a espaldas de su mujer, a la que hacía creer que se estaba volviendo loca cuando veía que las luces de su habitación (que funcionaban a base de gas) se encendían solas.

Estas prácticas pueden tener como efecto que la víctima, creyendo que está loca o que tiene problemas de percepción, pierda confianza en sí misma y desarrolle dependencia de su maltratador, que aprovecha la confianza que ha depositado la víctima, para seguir haciéndola creer que está loca.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: