Biología Anti-TERF

Síndrome de Klinefelter: Afección genética bastante frecuente que solo afecta a las personas con Aparato de Wolf. Muches niñes con síndrome de Klinefelter (también llamado síndrome XXY) no presentan ningún signo ni síntoma de este trastorno, y hay algunes que ni siquiera saben que lo tienen hasta que se hacen adultos.

No todes con síndrome de Klinefelter presentan síntomas claramente perceptibles. Pero hay otres que pueden presentar síntomas corporales evidentes o problemas al hablar, aprender o desarrollarse. Les bebés con síndrome de Klinefelter presentan típicamente debilidad muscular, una menor fuerza muscular y una personalidad tranquila. También tardan más tiempo en aprender habilidades como sentarse, gatear, andar y hablar.

En comparación con otres niñes de su edad, pueden presentar algunos de los siguientes síntomas (o todos ellos):

  • Estatura alta y cuerpo menos musculado
  • Caderas más anchas y piernas y brazos más largos
  • Senos más desarrollados (una afección denominada ginecomastia)
  • Huesos más débiles
  • Menor nivel de energía
  • Testículos y pene de menor tamaño
  • Retraso de la pubertad o pubertad incompleta (algunes nunca llegan a atravesar esta etapa)
  • Menor vello facial y corporal después de la pubertad

La Intersexualidad:

Realmente las trisomías entrarían dentro de este grupo, pues se definen como Trastornos de Intersexualidad compleja o indeterminada del desarrollo sexual, pero debido a que consisten en temáticas más complejas que lo que entendemos por intersexualidad coloquialmente, he querido darles un grupo a parte.

Durante décadas se mantuvo la hipótesis de las esferas sexuales antagónicas, incluso hasta nuestros días, aunque el discurso de la comunidad ha conseguido cambiar muchas cuestiones patologizantes que se daban hasta hace muy poco.

Pero los hechos se empeñan en demostrar que, nuestras concepciones culturales, no son la realidad Médica que quieren hacernos creer. Y una muestra son estas sustancias, las hormonas: Se encuentran en todos los cuerpos en proporciones muy variables de uno a otro individuo. Una vez más son las consideraciones apriorísticas, las que definen los efectos de determinada sustancia como virilizante o feminizante. Todo esto en un contexto social, las décadas de los 20 y 30, de cambio en las concepciones del género en occidente. Ya en 1936 John Freud, un bioquímico holandés que investigaba el mundo de las hormonas, sugirió abandonar el uso del concepto de hormona sexual a favor del de biocatalizadores, argumentando que diversos órganos producen esteroides y muchos otros responden ante ellos.
La gestión médica de dichos tejidos también se ve atravesada por nuestras concepciones sobre el sexo y el género. Esto se ve marcadamente en el estudio de los estados intersexuales, que es como la ciencia medica llama a las personas cuyos cuerpos no cumplen el “plan preferido de la naturaleza”. Lo establecido en los diferentes tratados de cirugía es que las personas con órganos sexuales indiferenciados o ambiguos deben ser reasignadas quirúrgicamente lo más precozmente posible.
Aunque gracias a la reivindicación de la comunidad, esto ha ido cambiando con el paso de los años.

04f1

Las personas intersexuales reciben una asignación de género en función de diversos factores entre los que se incluyen desde el criterio de les progenitores hasta el procedimiento de reasignacion quirúrgico más sencillo. Pero esta asignación, al igual que con todo el mundo ya sea cis o trans, no es una causa suficiente, ya que el género y la opresión derivada de este es producto de la socialización. A día de hoy la reasignación quirúgica se da en muchos países cuando esa persona alcanza la mayoría de edad, o el menor y la familia están de acuerdo y es esa persona quien elige qué genital quiere en valor a las ideas cisnormativas, muchas veces.

En algunas ocasiones la intervención médica será necesaria para asegurar la salud de le niñe. Ejemplo de esto sería un tratamiento endocrinológico en niños con hiperplasia suprarrenal congénita, o procedimientos quirúrgicos para dar una apertura urinaria de drenaje a niñes que nacen sin una.
Las diferencias en el desarrollo sexual tienen orígenes muy diferentes y hay más de cuarenta causas conocidas. En España, dos asociaciones reúnen a familiares y afectados por dos de las patologías más frecuentes: GrApSIA, para los afectados por el Síndrome de Insensibilidad a los Andrógenos (SIA), y la Asociación Española de Hiperplasia Suprarrenal Congénita.

No ocurre igual con las personas trans, pues a ellas se las ata a su biología, definiendo su propia identidad en valor a una cuestión biológica tan compleja como es el sexo. Sin embargo, en países como Francia el activismo intersexual está integrado en el activismo trans.

Conclusión:

Hemos comenzado apenas a definir las ideas sobre lo que es el género y a aprender sobre nuestros propios cuerpos, entendiendo que cada cuerpo muchas veces es distinto. En cuanto a Anatomía, podemos hablar de generalidades pero la biología contempla una enorme variabilidad debido a particularidades en el ADN, la endicronología o el desarrollo embrionario.
La Naturaleza no es algo independiente y anterior a la actividad humana. No tiene un plan, y nuestras observaciones de los hechos se ven sesgadas por la la cultura. Y en el caso del sexo, el género siempre ha lo ha reinterpretado en un binarismo que no existe realmente. Confundimos lo que siempre se nos ha enseñado que es lo natural, con lo que realmente lo es. Porque es natural ser intersexual, es natural tener una trisomía, es natural tener una malformación genital y además, es válido y posible que nuestros genitales no se correspondan con el género que adquiramos por socialización.

¿Por qué dudamos de las compañeras trans?

16 comentarios sobre “Biología Anti-TERF

Agrega el tuyo

  1. Me parece muy interesante este escrito y más para las feministas que no estudiamos biología sino que nos dedicamos a otras ramas del conocimiento. Todos los días se aprenden cosas nuevas y esto nos ayuda enormemente a desmontar la transfobia interiorizada con la cual nos han criado.

    Muchas gracias por este escrito.

    Me gusta

  2. Gracias infinitas por este texto. Me sería de mucha ayuda si:
    – ¿podrías sugerirme más bibliografía relacionada a la intersexualidad?
    – la Figura 1, ¿se refiere a las medidas de los genitales al nacer o en la edad adulta?

    Me gusta

    1. En cuanto a intersexualidad, hay muchísima info en páginas médicas como MedlinePlus o Pubmed, pero con sesgo transfobo, tenlo en cuenta. Además de que hay una asociación estatal de la comunidad intersex y a menudo tienen textos también y la sociedad internacional, aquí hay algo de info de webs concretas: http://oii-espana.blogspot.com/
      La primera imagenes se suelen utilizar en anatomía para los conductos genitales durante el desarrollo fetal, pero yo ofrezco la oportunidad de usarlos en la edad adulta (que al final siguen estando ahí) para evitar transfobia!

      Me gusta

  3. Enhorabuena por el artículo.

    La sexología sustantiva lleva muchos años diciendo estas mismas cosas, con la única diferencia de que ellos a los cromosomas los llaman cromosomas y tú los llamas sexo y de que al sexo (el echo de ser hombre o mujer) ellos lo llaman sexo y tú lo llamas género.

    A ver si tu tienes mas suerte y consigues lo que no han conseguido ellos en años, que el feminismo abra los ojos a la realidad de que toda la diversidad sexual está creada precisamente por la biología.

    Un saludo y enhorabuena de nuevo

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: